Llamamos lipofilling mamario a la realización de un injerto de grasa en la mama para aumentar su volumen o corregir irregularidades. Al contrario de lo que se pueda pensar, es un procedimento quirúrgico, aunque sea minimamente invasivo, en el cual se obtiene grasa, se procesa y se inyecta en en el pecho.

El empleo de grasa para aumento de pecho no es ninguna novedad y ya hemos hablado de ella aquí en otras ocasiones. A principios de los años 90 el Dr. Coleman perfeccionó la técnica para obtener y utilizar la grasa como material de relleno biocompatible. Desde entonces la técnica de lipofilling ha ido mejorando y permite obtener resultados más homogéneos.

¿En qué consiste el lipofilling mamario ?

La técnica consta de tres pasos:

  • Obtención de la grasa mediante una liposuccion con cánulas espécificas para conservar la viabilidad de las células grasas.
  • Preparado de la grasa mediante filtrado, con esta técnica se obtienen una mayor cantidad de células vivas que con el centrifugado.
  • Inyección de la grasa en la región mamaria mediante una mínima incisión y con cánulas muy finas que nos permiten depositar la grasa a distintos niveles.

Para conseguir un buen resultado, la técnica debe ser muy cuidadosa, de manera que las células depositadas en su nueva localización prendan adecuadamente y sobrevivan de forma permanente.

¿Cúales son sus limitaciones?

  1. La mayor limitación es el volumen. Con el lipofiiling mamario se logran aumentos moderados. Conseguir una copa más de sujetador es todo un logro.
  2. No se pueden inyectar grandes volúmenes en un solo procedimiento, ya que para que las células prendan, han de  ser infiltradas en un lecho bien vascularizado. Si se acumulan demasiadas capas celulares en un mismo sitio, a las capas más profundas no les llega la vascularización necesaria y mueren. Pueden ser necesarias varias sesiones para conseguir el volumen deseado.
  3. Tras la obtención de la grasa y filtrado de la misma, la cantidad de grasa útil puede reducirse hasta en un 50%. Es necesario una liposuccion importante para lograr 300 cc de grasa útil para inyectar en cada mama. Mujeres delgadas con escaso paniculo adiposo quedan descartadas de entrada. Y no nos engañemos… las pacientes que acuden para un aumento de pecho no acostumbran a tener muchos sitios de dónde sacar grasa.
  4. La reabsorción variable de la grasa una vez inyectada, se calcula que puede llegar a ser de un 30% dependiendo de la paciente. A pesar de que la técnica ha mejorado significativamente los resultados siguen siendo a menudo un tanto impredecibles y con riesgo de asimetrías.

¿Quién puede beneficiarse de un lipofilling mamario?

La principal indicación son mujeres que acuden a nuestro centro para la realización de una lipoescultura y que desean aumentar su pecho de forma moderada. Encaja perfectamente en el contexto de un Mommy Makeover. Tras la maternidad se ha perdido volumen, especialmente en polo superior de la mama y se han modificado los acúmulos de grasa. Realizamos liposucción de los últimos y aprovechamos la grasa para rellenar un poco el polo superior de las mamas.

También, en aumento de pecho, ya se primario o secundario y combinado con implantes de mama en mujeres muy delgadas con el fin de obtener un resultado más natural, y evitar irregularidades del implante en zonas de piel muy fina.

¿Existen contraindicaciones?

La principal contraindicación del lipofilling mamario es el antecedente familar de patalogía mamaria maligna. La grasa inyectada puede producir a largo plazo microcalcificaciones, que pueden confundir a un radiólogo no habituado, con las que acompañan a los tumores malignos de mama.

¿Qué más debo saber del lipofilling mamario?

En el lipofilling mamario genera un proceso inflamatorio importante y son necesarios alrededor de cuatro meses para que se estabilice el volumen de la mama y la grasa esté totalmente integrada. El resultado final puede variar considerablemente del inicial debido a la inflamación.

Es importante saber que aquellas células de grasa que prenden, no se reabsorben y van a cambiar de tamaño según se cambia de peso, de forma que engordan y adelgazan con nosotros.

En la actualidad el lipofilling mamario, es una opción para mujeres que deseen rellenar la parte superior de su pecho, siempre que sea de una forma moderada y que tengan grasa en otras zonas de su cuerpo para utilizarla como donante. Hoy por hoy no podemos decir que el lipofilling mamario sea una alternativa a los implantes mamarios en la mayoría de las mujeres.

Sin embargo, estás técnicas abren la puerta a un futuro, quizás no tan lejano, dónde gracias a la ingeniería tisular seamos capaces de reproducir el volumen y la forma del pecho a partir de células grasas.

Si estás pensando en un aumento de pecho, no lo dudes, pide una cita on-line ahora, o llama al teléfono +34 943 297 588 para concertar una consulta sin compromiso. Te informaremos de las últimas técnicas disponibles y de los resultados que puedes obtener. Recuerda: ¡Somos Especialistas!